Espada "Lengua de Carpa" - Paradela de Muces

Historia de Paradela de Muces

Espada "Lengua de Carpa"

Lo que datamos en este artículo, a continuación, es el resultado de una investigación llevada a cabo por dos arqueólogos de gran prestigio, que son Julio Fernández Manzano y José Ignacio Herrán Martínez, ambos profesores de la Universidad de Valladolid, en Otoño del año 1999, de la espada o puñal, y posterior documentación, publicada en el año 2004-2005, en la revista "Lancia", especializada en prehistoria, arqueología e historia antigua del Noroeste Peninsular.

Según se relata en el artículo, un vecino de Paradela, cuya identidad se desconoce actualmente, la encontró hacia los años, "Incrustada en una roca", y la donó al Dr. Emilio Barcia, importante coleccionista Ponferradino, fallecido en torno al año 2005.

La espada que este mostró a los arqueólogos antes mencionados, corresponde a una espada (que también podría considerarse puñal por sus dimensiones), la cual, se encontraría partida en dos trozos.

Tal espada, pudo ser fabricada a finales de la edad de bronce, debido a sus singulares características, que podrian relacionarla, con otras espadas encontradas en el territorio nacional, y que en dicho artículo es comparada.

  • La longitud total, sería de unos 400 mm., de los que 100 mm. corresponderían a la empuñadura. La hoja de la espada tiene unos 23 mm. de anchura media y la punta, se encuentra más aguzada en sus últimos 80 mm. Está compuesta por una aleación de CobreEstaño y Plomo, entre otros materiales.

Es una espada bastante evolucionada respecto a las espadas de la época, que con esta espada y la encontrada en Villafranca del Bierzo, nos aseguran la ubicación de pequeñas poblaciones en el Bierzo.

El estado en que se encontró puede relacionarse como un acto religioso, como culto a los bosques, montañas y el poder sobrenatural de la naturaleza, utilizándose como ofrenda hacia ella.

Esbozo de la Espada Lengua de Carpa